Portada Libro Completo-01-01

El vértigo al borde de tus labios

Es un poema-libro donde se entremezcla la poesía moderna y la poesía tradicional, con ideas y temas antes retratados en un poema de Luis Rosales o Pedro Salinas, pero con la estructura y la forma de los instapoetas, con la que los jóvenes de hoy en día, activos en redes sociales, se sienten cómodos para leer.

Cuando me asomé al borde, tus labios me hicieron sentir el vértigo, y dejó entonces de importarme la caída. Fuimos primero, piedra; después, aire; y cielo, y por último, eternidad. Porque entendimos que el amor es precipitarse al vacío, dejarse llevar: caer, caer y caer, y no dejar de hacerlo. Para que así el vértigo se nos acumule en la piel, en los labios, al borde, allí donde nos vimos por primera vez.

Puedes comprarlo en:

ALGUNOS POEMAS

ARMADA

Labios
Así te quiero,
mirándote de reojo el pasado
con el brillo valiente de tus ojos,
tus pupilas armadas, ahora perdida ya
en otra mirada distinta.
Porque necesitas mirarte a los ojos
de vez en cuando para saber que avanzas,
que mejoras;
que estás preciosa,
y que no necesitas que nadie
te lo diga.

LOS BESOS

Borde
Ahora los besos
dan miedo.
Hay que dejarlos al borde de los labios,
y esperar suavemente
que alguien los recoja:
aquel que no le teme al amor
en la distancia.
Aquel que en la distancia ame,
sin temerle a nada.

PRODIGIO DIARIO

Vértigo

Que lo primero y lo último
que hagamos en el día,
sea querernos.

Para que así
el resto del tiempo
se nos atraviese
la vida de puro milagro.

CANCIONES

Caída

Estoy en todas
las canciones que escuchas

Estás en todas las canciones que escucho.

Por muchas estrofas que pasen,
siempre volvemos
a encontrarnos en el estribillo.